La corba o carricero común, es otra de las aves que forman parte de las islas columbretes de Castellón.

Son aves de  unos pocos centímetros de tamaño, y suelen anidar en zonas cercanas al agua como lagos o ríos. Suele alimentarse sobre todo de insectos aunque alguna vez también se alimenta de semillas.

Suele migrar de África a Europa. Suelen poner cuatro huevos, donde los padres se encargan de encubarlos durante diez días. A los quince días de abandonar el nido los polluelos se independizan.

 

Si desea visitar las islas columbretes de Castellón, contacte con nosotros.